18 de septiembre de 2018

4to Campamento Erks - El Encuentro - Activando la Memoria de los Mundos Olvidados - Débora Goldstern

4to Campamento Erks
El Encuentro
Activando la Memoria de los Mundos Olvidados
Débora Goldstern



Este fin de semana se llevará a cabo el 4to Campmento Erks, El Encuentro. Activando la Memoria de los Mundos Olvidados, organizado por mi amigo Carlos Alberto Gallo, y que contará con la presencia de distintos invitados.

Por mi parte, me estaré presentando el sábado 22 de Setiembre, brindando una charla sobre mi reciente libro, Tierra Hueca. Madre de Todas las Conspiraciones, recientemente publicado en España, por editorial Guante Blanco

Informes e Inscripción
4to Campamento ERKS Setiembre 2018
Email: campamentoerks@gmail.com


5 de septiembre de 2018

Norteamérica Subterránea - Entrevista Exclusiva - Alex Chionetti - Débora Goldstern

Norteamérica Subterránea 
Entrevista Exclusiva - Alex Chionetti
Débora Goldstern©

Alex Chionetti en el noroeste del legendario Shasta,
foto de Caterina Patti, 2004



Hoy Crónica Subterránea repasa junto al estudioso argentino Alex Chionetti, invitado permanente de este blog, su visión sobre una Norteamérica Subterránea, abriendo en exclusiva por primera vez, sus archivos personales a los lectores de este sitio, entregando información de primera mano, sobre uno de los misterios más comentados de la red, matizadas por investigaciones inéditas. 

Atienda el lector!
Pit River, territorio de los Lava Beds, norte de California.
Foto exclusiva, Alex Chionetti@, 1999-2018

Cuando se revisan antiguas crónicas norteamericanas, así como análisis de relatos centrados en la transmisión oral, sorprende la cantidad de pasajes dedicados a la cuestión subterránea, donde declaran antiguos túneles de origen desconocido, se extenderían bajo los subsuelos de ese país. Y te pregunto Alex, ¿debemos enmarcar estas interpretaciones tan sólo como producto del folklore mitológico de estos pueblos, o es que quizás tras estas leyendas, se esté revelando una realidad aún oculta?


Toda leyenda y génesis mítica se base en una realidad de conciencia y de subconsciencia que todo pueblo ancestral mantiene y traspasa a través de generaciones. Esas leyendas revelaron una realidad en su tiempo. Ahora nuestros tiempos revelan, otras realidades a pueblos no originarios, pero a individuos que han usurpado esos espacios, sean militares o civiles. La percepción es diferente, pero también subsisten geografías inexploradas en suelos y semisubsuelos.

Yo siempre he seguido la llamada de que en el corazón de las montañas sagradas, se guardan muchos secretos. Principalmente aquellos que nos llaman en sueños, y en las premoniciones de la humanidad se han salvado, y se seguirán salvando en las décadas venideras en las “Arcas de Piedra”.

Un miedo atávico se ha cernido en Norteamérica, ya desde entre la Primera Guerra Mundial y la Segunda. De un enemigo que derrotara al Imperio del norte. Está en la sangre de que los “Bárbaros del Este” regresaran. Sobre todo en la memoria cromosómica de los norteamericanos, y canadienses, tienen sus miedos y precauciones. Los túneles se fueron creando en esa época, como así las bases subterráneas.

Algo que los empujaba a emular a los aborígenes locales, una repetición de bajar al seno de la tierra pensando y creyendo que estarán más seguros. La noción de refugios antinucleares,  de  estructuras anti atómicas, van sustituyendo a las batería de los 1900 cuando se temía que los invasores europeos llegarían hasta la ciudad de Nueva York,--como habían llegado los británicos en sus invasiones un siglo antes--o a las costas de California, como van a tratar de destruirla los japoneses en los primeros años de la Segunda Guerra Mundial.

Como te comentaba, habiendo recogido testimonios de una anciana que había vivido su larga vida en los estados del Suroeste, me encontré que lo pasado se refleja en el presente, y viceversa.

Comenzamos a percibir y a saber, que todo el mapa de los Estados Unidos es un queso gruyere. No solo por una gran cantidad de sistemas cavernarios, que se ocultan debajo de las arenas milenarias. El viento del tiempo y la erosión, ocultan rápidamente el paso de los hombres. A esto se le suma la construcción de sistemas y bases subterráneas, que no han cesado antes y después de que se firmaran, los pactos de no proliferación nuclear entre Estados Unidos y la Unión Soviética.

Me recuerda el mapa que había pensado, cuando diseñaba mis “Mundos Paralelos”, donde tanto América del Sur, como la América del Norte parecían uno de esos dioramas, o cortes sagitales de los hormigueros. Hoy en día los estados de California, Arizona, Nevada, Nuevo México, Colorado y Utah ,y muchos otros más, estarían sembrados de bases que no son solo de refugio, sino de ciudades autónomas que se usaría en caso de una catástrofe mundial. Específicamente, ciudades construidas para estar protegidas de la radiación atómica, producida por una latente guerra nuclear mundial.
Los petroglifos y las pictografías con forma de V—de cuernos de carnero—se dan en muchos sitios tradicionales indígenas. Representan de la superficie a lo interior. Al mundo subterráneo que no es visible para todos…

En tu mítico libro Mundos Paralelos, donde entre otros enigmas abordás la cuestión subterránea, dedicás en tu informe, un capítulo completo a los Estados Unidos. Allí hacés mención a la leyenda de los Hav Musuvs, denominados como la “gente que vuela”, y que según narraciones de la tribu navaja de los Paiutes, habrían habitado las “Montañas de Panamints”, así como también El Valle de la Muerte, localizadas en la actual California. Allí en el interior de inmensas cavernas, los Hav-Musuvs habrían erigido una poderosa civilización interna bautizada como el reino de Shin-au-av (Tierra de Dios o Tierra Fantasma) ¿Qué nos podés contar sobre esta historia?

Interesante que me preguntas de los Indios Paiutes, ya que viví un buen tiempo, una buena media década, en esas tierras entre California y Nevada, recogiendo sus experiencias y narrativas en lo que queda de esas reservaciones del siglo XIX. La existencia de “lava beds” o sea túneles de lava, dio lugar a que mas al noroeste del Valle de la Muerte se originaran experiencias con seres físicos, como así entidades sobrenaturales, utilizando más trances chamánicos, y el uso de plantas psicodélicas. Por eso también, la “Beat Generation “, se ha gestado en esas latitudes. Las “Puertas de la Percepción”, se abren en lugares ya predeterminados en las Geografías Sagradas. Los aeronautas están en las culturas aztecas, de escafandristas que vencían la gravedad, y podían esculpir montañas. Las leyendas del Tepozteco mejic,a unen túneles, y cuevas, con cúspides con templos piramidales. Y lo mismo se da en el sudoeste, se repite en las tierras de navajos ,hopis y paiutes. 

Otras historias que se desprenden de la leyenda de Hav Musuvs, es la narrada por Bourker Lee escritor famoso por sus descripciones del oeste norteamericano, quién en Death Valley Men, 1932, se hace eco de la historia de Tom White y su compañero Thomanson, que se rumorea encontraron evidencias de una ciudad subterránea dentro del Valle de la Muerte. 

Una década más tarde en 1946 un tal Dr- Bruce Russell, habló públicamente ante la prensa del descubrimiento de gigantes y artefactos egipcios, ocultos en túneles del desierto, aunque jamás presentó evidencias.Otro relato, es del guía minero Tom Wilson, quién mencionó su abuelo había convivido con una civilización subterránea oculta en caverna del Valle de la Muerte ¿Crees podamos fiarnos de estas declaraciones?

Nunca revisé esa leyenda, aunque las revistas de la época inventaban mucho. Desde los duelos de los pistoleros y bandidos, como las episódicas, donde aparecían fantasmas o criaturas infernales. Yo no me confiaría demasiado. No hay descendientes vivientes de estos personajes que puedan avalar la historia. Y ningún periodista de envergadura de esos tiempos, se dignó a investigar el caso. Suena más como noticia inventada para vender amarillismos.

En el Libro de los Secretos Descubiertos, 1964, Robert Charroux clama que en Estados Unidos se encuentran vestigios de vitrificación, resultado de una atomización ocurrida en un pasado prehistórico. Como ejemplo cita al explorador Ives William Walker, quién en siglo XIX declaró observar ruinas de edificaciones dispersas en el Valle de la Muerte, que creía resultado de un tremendo cataclismo ¿Puede esta hipótesis aclarar el misterio de los supuestos túneles, utilizados quizás como refugios por antiguos pobladores, ante un supuesto cataclismo nuclear, así como de los hallazgos que cada tanto tienen lugar, en esta zona desértica?

El oeste americano tiene muchas formaciones de cuarzos y obsidianas. Vitrificación de los desiertos donde también se encuentran tectitas, no es inusual. Grandes franjas que presentan franjas de deflagración , por ejemplo en el “Desierto Pintado” , o de “Red Rock” o Black Desert, son evidentes. Alrededor de Pyramid Lake hay zonas de vitrificación, pero también responden a aspectos peculiares de las salinas, las cuales, se extienden a lo largo del estado de Utah, otra zona de cuevas con restos de gigantes, en particulares ocasiones. Pero estos casos, son como parte del síndrome del “Dorado fantasma”. Seguís una pista, encontrás a los que vieron el lugar y hechos, y después no los encuentran, o le dan vueltas. Eso me paso con el gigante de Utah que tenía todas de probar la existencia de los tan mentados hallazgos, donde el principal que lo había visto después no quería llevarnos, o darnos precisión del lugar.

Asentamiento Hopi de Walapi
Continuando con prehistoria desconocida, en la narrativa Hopi encontramos detalles inquietantes de un pasado misterioso, donde se menciona al mundo subterráneo como patria nativa de este legendario pueblo, así como refugio durante catástrofe ¿Cuál es tu opinión sobre las reclamaciones de Joseph Blumrich, y Frank Waters, citando dos de los autores más dedicados a esta temática, acerca de estas supuestas revelaciones de los Hopis, donde se alude a la existencia de una guerra antigua entre civilizaciones de avanzadas, contacto con supuestos emisarios celestes, y los guías del subsuelo (Gente Hormiga)?

He seguido la obra de Frank Waters desde que llegué a los Estados Unidos, y su recolecciones de leyendas en vivo y en directo”, no tiene parangón. Hace casi un siglo muchas de esas historias estaban más frescas, de una generación que sobrevivió el exterminio, de “aquellas campañas del desierto—del Norte”. Recientemente he estado revisando un tema que muy pocos conocen: La Masacre de Awat’ovi . En este lugar de New México, los mismos indios Hopis masacraron Hopi. El genocidio sucedió en el 1700,y los anteriores historiadores no pueden explicar cómo entre hermanos de sangre haya sucedido aquello. Pero algo, una fuerza desconocida los empujó a ello. Las explicaciones más oficiales, echan la culpa a la intromisión de los jesuitas evangelizadores en la zona. Otros, que uno de los clanes Hopi, habían modificado varias de sus creencias religiosas, llevando a la intolerancia de sus cercanos hermanos tribales. Pero estos genocidios son típicos de nuestra humanidad, y de las humanidades anteriores. Todavía no podemos explicar guerras más recientes, como la Guerra de Secesión norteamericana, o “Norte contra Sur”, o los horrores de Camboya, o de los Balcanes.

Vayamos a 1934 cuando los norteamericanos son sorprendidos por una noticia explosiva, la denuncia
sobre el hallazgo de pasajes subterráneos, albergando una antigua ciudad, que según relatos legendarios, pertenecería a una civilización conocida como “peoplelizard”. Según lo narrado en los periódicos de la época, estas ramificaciones subterráneas se extenderían por todos Los Angeles. Quién propagó la historia, fue un ingeniero de minas llamado Warren Shufelt, que habló también de haber descubierto una biblioteca de esa cultura desaparecida, lo cual me remite a cierta historia ecuatoriana ¿Crees posible esta pista, o solamente estamos ante otra encerrona como en Tayos?

La leyenda de los hombres lagarto, fue próspera en los treintas. Un poco por el “pulp fiction” de esa década, que bebía de la imaginación hollywoodense, en su transición del cine mudo al sonoro. Por encima y debajo de la ciudad de Los Ángeles, uno debía confrontar la imaginación desatada por las fuerzas luciféricas, que azotan el Sur de California. Ya sólo ver los incendios forestales actuales, me recuerdan como defendíamos la región de las constantes catástrofes internas y externas, la tierra de los mil fuegos, y de los plebeyos de la Reina California. Por eso, a través de la narrativa los pueblos se regeneran. Pueblos sobrevivientes, y no necesariamente de los diluvios universales, pero sí de los genocidios planetarios recurrentes. Asi sucedió con los judíos europeos que forjaron Hollywood, reinventándose así mismo, y creando nuevos parámetros legendarios. Yo vi gestarse el mito viviente de los Reptilianos, ya desde finales de la década de los ochenta, pero sobre todo en los noventas. Nuestras reuniones ufológicas con los colegas del Mufon de Los Ángeles, era un campo de recolección de historias extraordinarias. Los lagartos extraterrenos tomaban forma de militares, o estos-principalmente de la Fuerza Aérea Norteamericana—quiénes secuestraban principalmente tantos hombres, y mujeres-- para someterlos a atroces experimentos, embarazos no deseados, con los subsiguientes efectos “post traumáticos”,  donde el gobierno los seguía jodiendo en sus vidas privadas.

Casos como las experiencias de Melinda Leslie, o las de Robert Hamilton, eran verdaderas narrativas de terror, y ellos lo contaban como uno cuenta, que fue a comprar el periódico a la esquina de su casa.

Unos años atrás, cuando conferenciaba sobre mis temas en una famosa convención del Sur de California, y toqué el tema de los “alienígenas subterráneos” (que fuera uno de los capítulos que diseñara para la serie “Ancient Aliens), un par de muchachos se presentaron y me contaron eran parte de un grupo, que estaba buscando las entradas al subsuelo de la Ciudad de los Ángeles. Sus informes coincidían con historias, que había recabado en mis paseos por el centro antiguo, donde también había vivido y trabajado. Los jóvenes estaban buscando acceso a un edificio abandonado, pero que no era posible acceder, estando  denegado el permiso. Por ende nuestra exploración quedó abortada, digamos, postergada. Fenómenos que eran muy difíciles de aceptar que existían físicamente en la tercera dimensión de la realidad, pero si en cuarta donde lo psicosocial se unían a lo hipnagógico, y luego a lo sobrenatural. Yo lo llamo, la “Llave Tripartita”,  para que este tipo de fenómenos se origine. Una clave que no se estudia suficientemente, es ese límite entre la vigilia y el dormir, entre la noche o la niebla interna, y el alba, procesos inevitables a las que estamos encadenados, todos los ensartados en Culturas Solares.

La otra gran ciudad que tiene su mundo subterráneo es sin duda New York. Manhattan fue hundiendo sus siglos anteriores, sobre todo desde la construcción de sus sótanos y subterráneos, todo un estrato que pocos han explorado. Debajo de la estación principal de trenes--la Penn Station hay toda una serie de recintos subterráneos, donde les dan lugar a los sin techo a pasar la noche, y desde ahí hay otras galerías de las épocas de origen del metro, y de los primeros ferrocarriles. Una zona tan peligrosa como adentrarse en una selva, aunque esta es de cemento, y sin luz diurna. SImilar a lo que ha sucedió con París, donde la ciudad luz del medioevo hasta nuestros días, fue superponiendo niveles que aún se pueden ver, como las viejas torres que eran del palacio del Louvre, ya en la alta edad media, y anteriores a las catacumbas.

Montañas de la Supertición, Arizona
Uno de los enclaves quizás más famosos de Los Estados Unidos, son Las Montañas de la Superstición en el estado de Arizona. Muchos son los rumores que lo envuelven, donde tesoros ocultos, avistamientos de luces, fenómenos paranormales, objetos aéreos extraños, desapariciones, hasta el mismísimo bigfoot, y que según los Apaches, serían estas montañas además, la entrada al reino del inframundo. Algunos testimonios señalan un gran laberinto subterráneo en su interior, habitados por los “Ant People” (gente hormiga), y otras evidencias. También se vincula a esta zona con el mítico Aztlan. ¿Podemos pensar se oculta realmente algo importante en el interior de estas Montañas, o tan sólo debemos tomar estos reportes, como cuentos legendarios?

Recuerdo que unos buscadores de tesoros que siempre recorrían esa parte de Arizona habían publicado que habían encontrado unas formaciones de estatuas y un templo. En mi larga búsqueda de probar la teoría de una "Cultura Masma" mundial, me llevo al lugar a principios de la década del noventa. Mi decepción sobre lo que alegaban estos mineros se expandió cuando vi que eran formaciones naturales, pese a que les había insistido que me corroboraran mis dudas.

Las montañas están conectadas con el tema de las Piedras de Peralta, que sin duda son simbólicas, y que pareciera usaran una escritura más antigua, que la de las tribus de esa región, o de las del norte de México. Unos años atrás, cuando yo iba a estar a cargo de las investigaciones y del departamento audiovisual de la compañía "Open Minds" en Phonix, Arizona, me iba a dedicar a explorar con más detalle esa parte, si es que me radicaba allí, ya que también me había atraído la clásica historia de la Mina del Holandés", (que no era precisamente la del Holandés Errante, pero conectaba en sus elementos fantasmales ... Mi amigo Scott Wolter, hizo un programa muy bueno para la serie "America Unearthed", sobre esas piedras labradas, que ya en ese entonces me hicieron recordar, a mismos símbolos que analicé en las piedras del norte patagónico (Museo salesiano de Trelew), donde el uso de la mano, y del signo del corazón, eran sobresalientes. Además, esta zona tiene un gran récord de desapariciones misteriosas, muchas conectadas con cavernas, y minas antiguas, donde los que han penetrado, nunca más salieron.

Monte Shasta, norte de California
El legendario Monte Shasta, en la zona de California, concentra un sinfín de historias, sobre
interminables sucesos reportados en sus inmediaciones. Algunos de estos relatos también alegan una vertiente subterránea, que menciona la existencia de túneles internos en los subsuelos de aquellos parajes, donde se rumorea, una antigua civilización planetaria, refugiada luego de una inmensa catástrofe estaría residiendo aún en su interior. Y mi pregunta Alex ¿Es el Monte Shasta el santo grial subterráneo de Los Estados Unidos, o estamos ante narrativas sobredimensionadas sin ningún sustento?

Sin duda se ha exagerado. Durante casi dos décadas frecuenté la zona de Lassen, y Siskiyou. Ya en mis primeros viajes sentía que había mucho “karma” en la zona, como así desplazados de muchos lugares que habían encontrado salvación, en los faldeos del Shasta. Percibir la existencia de Lemuria y de sus lemurianos, era observar a algunos de sus habitantes. Sentia ahí que estaba lo céltico, lo leprechaumniano. Pero en situaciones extremas, lo espiritual se desvanecía en lo monetario. La zona de Shasta tiene un pasado tribal nada espiritual. Los indios Shastas, como los de las naciones de los Pit River y los Modocs—con los que yo he convivido y compartido celebraciones, rituales, sudaderas —no tenían mucha compasión entre ellos mismos.  Los  Shastas esclavizaron a sus vecinos por varios siglos, hasta que la colonización del Oeste los fue reduciendo.

No significa que los fenómenos en torno al Monte Shasta, y a los “Maestros Ascendidos” no haya podido darse, siendo el lugar una montaña considerada sagrada a lo largo del milenio. Hasta el día de hoy. Las reuniones al pie de esta montaña se han incrementado en estos últimos tiempos. Los miembros del “Grupo Rama”—sean los que viven en los Estados Unidos como los que vienen especialmente al lugar -- van periódicamente y tiene contacto con sus “Guías”, teniendo experiencias personales y colectivas. Pero no se de reportes donde se ven lemurianos, o al Conde de Saint Germain, como sucedió en la década del treinta. Seguramente se ha dado un sustituto a los dioses y celebridades antiguas, por sustituciones más modernas. Ya no es Saint  Germain pero si “Oxalc “, y los clásicos guías ganimedianos, con sus nebulosas irrupciones….

El pueblo de Shasta, como también se da con Sedona, sobrevive y lucra con sus tiendas y servicios. Nada malo, pero no sé hasta qué punto, quiénes están detrás, creen en lo que están vendiendo. Los dos lugares son vórtex, centros de peregrinación y convivencias. Pero que sea el grial subterráneo, no, no lo creo. A un par de horas están los lava beds, con sus túneles gigantescos por los que puede entrar un bus por kilómetro, pero no me he enterado de que se establezcan expediciones para explorar todas sus profundidades. Así también con la famosa cueva de Lovelock, poco se sabe de sus orígenes, o de modernas investigaciones metódicas. El Grial-como lo ha sido por cientos de años—sigue siendo una peregrinación interna.

Y en todo caso prefiero quedarme en casa viendo la película de los de “ Monty Python”, ya que busqué el grial en esas latitudes, y esta más en la unión de un “El Ella” , o en lo que uno ya sabía o experimentaba, antes de que Dan Brown garabateara “El Código Da Vinci” : un eterno femenino que saciara la sed de los necesitados de iluminaciones.

Reserva Red Rock State Park, Sedona
Otros de los lugares míticos más reseñados en el imaginario subterráneo norteamericano es el de Sedona, norte de Arizona, con mucha semejanza con como enclave espiritual y energético a lo reportado en Capilla del Monte, Argentina. También rumores de oquedades subterráneas, y de bases ocultas gubernamentales ¿Cómo interpretás todo lo que se refiere a Sedona?

A Sedona la experimenté, como así la  vi nacer como movimiento psicosocial de la Nueva Era, con su clímax en la década delos noventa. La corriente Angelina (o sea de la ciudad de Los Ángeles y derredores) -metafísica-artística fue convirtiendo el lugar, en un oasis, en una isla salvífica del estrés de ciudades super-materialistas como Los Ángeles y San Francisco. Una pseudo-intelectualidad  marcó la “Welsteschaung”, una filosofía de vida,  un impulso espiritual que luego se fue anquilosando. Siempre ha pasado lo mismo. Se descubre un lugar donde uno se ilusiona que hay una libertad más personal, y una experimentación con lo espiritual. Luego vienen los cretinos de bienes raíces a encarecer todo, a desplazar a los que fueron pioneros en haber encontrado esas “tablas de salvación”.  Así pasó y lo comprobé en Laguna Beach, o el Valle de Ojai (Sur de California), Big Sur (Centro de California), en los alrededores de Monte Shasta (Norte de California), Taos, y Santa Fe (New México), Costa Rica o San Fernando Allende, Chapala, o Taxco, en Mexico.

Con respecto a Capilla del Monte, no he vivido el crecimiento que se dio a mitades de los ochentas, cuando yo ya no residía en la Argentina. Había estado al principio de los ochentas, más en un bello paraje (San Marcos Sierra), desde donde se veía a lo lejos la cadena del Uritorco. Recién pude redescubrir Capilla del Monte en el 2009, y me decepcioné. Uno sentía que estaba en Lourdes, o en la Lujan de mi niñez, el olor de las velas, del incienso y del dinero. Al correr de las décadas, me habían dicho que mi libro “ Mundos Paralelos” era como un clásico o de culto, y que lo leían en reuniones o en clubs de lecturas. Me imagino, porque hacia finales de los setentas, expuse el tema de los Comechingones y lo intraterreno , y sin saber que esos escenarios se iban a convertir en una meca, y el “realismo fantástico” tornado en una realidad comunitaria. Tendria que pasar un tiempo para poder experimentar lo que ha estado pasando, más allá de que sin dudas, una realidad paralela subterránea emerge y ya convive, con los moradores y visitantes.

Con la irrupción de internet, un supuesto hallazgo de 1900 que involucra al Gran Cañón Colorado, Arizona, devela a los conspiranoicos, aunque hasta el momento jamás se pudo probar nada. Se habla de una inmensa instalación subterránea, donde se habrían hallado evidencias de una antigua civilización de tipo oriental ¿Pudiste investigar algo de esta historia?

Sí, justamente tengo un investigador amigo, Chris O’Brien, que realizó una expedición conjuntamente con nuestro conocido en común, David Hatcher Childress, quién había recogido en sus guías, mucha de esa historia original. La cual siempre me había atraído.
Acompañados por un venerable de los indios Zuni, que había estado buscando entradas a esos mundos internos--- Clifford Mahooty—realizaron una travesía a través de las tierras llamadas Sipapuni, las cuales reúnen también a los Hopis, y a los Navajos.

En mis primeras incursiones y descensos al Rio, y  al  “Cañón del Colorado”, no pude encontrar el lugar que describía el artículo de la “California Gazette”,  en su edición de Abril del 1909. Ahí se citaba una ciudad subterránea a la que se llegaba a través de un gran túnel. También se vinculaba al Smithsonian emprendiendo una exploración, donde seguían la leyenda de los indios Hopis, asistidos por la “Gente Hormiga”.

Pienso que la noticia era tan falsa como las que se crean en la actualidad, ya que ese periodo—como explicaba en algún lugar de esta entrevista—era muy prolífico del periodismo de reportaje sensacionalista—la prensa amarilla anecdótica- donde se desarrollaban fantasías dentro del realismo. Temas que sucedían en lugares remotos, y que eran leídos por la gente de las grandes ciudades, que no tenían forma de corroborar si esos hechos habían sucedido realmente. Las historias del Oeste no eran solo las de los tiroteos en el OK Corral, o los pistoleros de Tombstone, o el reguero de  muertes dejadas por Blly The Kid, sino relatos también, de índole fantástica.

Volviendo a la expedición de O’Brien/ Childress, encontraron una especie de acumulación de bloques con forma circular, como así sus cortes. Me hizo recordar, a los bloques cortados como si fueran una hogaza de pan dentro de la Cueva de Tayos del Coangos, concentrados, en una zona abierta de la sección llamada “cueva de los comandos”. Aún así, Childress declaró que la formación podía ser una construcción hecha, y ya destruida en el Siglo XIX. El grupo volvió con drones hacia el 2015, pero no lograron nada.

Foto de Alex Chionetti@ Los paredes del Lago Tula
De esta parte del Gran Cañón se habló mucho, como así de los jeroglíficos egipcios, pero nadie los fotografió, ni brindó pruebas de sus momias, o demás artefactos. Nunca pude dar con una pista que te llevara al lugar exacto. Sabiendo de la existencia de tantos visionadores remotos, sería bueno que estos aplicaran sus dones para la Arqueología Psíquica, y aplicarlos sobre estos enigmas, en vez de estar siempre preocupados como hacer plata, sobre todo con los juegos de apuestas, una tendencia actual en un grupo de RVs que justamente están basados en Nevada, en las puertas de todos estos misterios del gran desierto del oeste norteamericano. En relación con esto, y lo interesante que conecta con representaciones de los aborígenes de los desiertos del oeste, es la recurrencia de la V “ corta, o símbolo del carnero. El símbolo que escriben, o dibujan  los visionadores remotos en muchas de las sesiones, que tienen que ver con misterios o tesoros subterráneos, es precisamente ese.

Muchas veces tienen que ver con lo que puede existir en las cercanías, o en las profundidades de las cavernas. Es también, como una emanación de energía, o una reverberación que va de la superficie hacia abajo. Acaso una señal del cielo a la tierra.

También encontré este símbolo en mis primeros estudios de pinturas rupestres. En el Cerro Colorado de los Comechingones, existe todavía un símbolo que marca que hay gente viviente debajo de un alerón, el cual termina en una simple depresión. El círculo mostraba su semejanza con el sol. Y al fondo una flecha o V corta, apuntando otra vez, que esas ondas denuncian que algo está abajo. Similar a los barridos que se ven en las detecciones con el magnetómetro, o con escaneos laterales de radar. Las simbologías de las técnicas del hoy, tienen eco con las de ayer, hayan sido de uso del real imaginario, o del virtual visionario.

Me gustaría tu opinión sobre el caso del Emperador azteca Moctezuma, que según algunos rumores, habría emergido subterráneamente del pueblo de Taos, Nuevo México, y donde actualmente investigadores señalan esta zona, como refugio del legendario tesoro desaparecido. 

Sí, están los “Halls de Moctezuma” y el “Castillo de Moctezuma”, asentamientos arqueológicos que mostraban la migración de los aztecas al norte. Eso ha sido por siglos y milenios. Me da risa ver al engendro de  Trump, y a su corte de racistas republicanos enfurecerse por ver, que para los pueblos originarios, las fronteras siguen siendo virtuales. Los pueblos ancestrales repiten sus corrientes migratorias, marcadas también, por eventos planetarios que no discernimos, y que van más allá de los vaivenes geopolíticos y sociales. Muchos han buscado ese tesoro, pero no han sido halladas reliquias, o el oro de los ancestros, de los pretéritos pueblos mejicas, olmecas, o toltecas.

Pueblos como los Tarahumaras, y Huicholes, que siguen peregrinando hacia el sur de los Estados Unidos en sus rituales peyoteros, o de sus corredores, no han mantenido leyendas que hayan perdurado, ante la falta de evidencias mas sólidas.

Con respecto al tesoro están todos equivocados. Hernán Cortés, ya planeando regresar a España, lo embarcó y lo mandó con otro enviado. La nave sucumbió en el noroeste de la Isla de Cuba, y nunca más se supo. El gran Tesoro de Moctezuma, yace en las profundidades de esa parte de territorio cubano. Tarde o temprano, alguien lo encontrará. Y no precisamente en territorio del sudoeste norteamericano.

Petroglifo Hopi representando,
a los misteriosos Ant People
Aunque el misterio de lo sucedido en Roswell sigue sin tener respuesta firme, y que para una gran mayoría de estudiosos se vincula con un estrellamiento alienígena, en los últimos años vimos crecer algunas hipótesis, donde algunas voces, tímidamente, empiezan a vincular este enigma con la cuestión subterránea. En lo personal, ¿crees posible el caso Roswell deba dar un giro en su visión dominada por el factor extraterrestre, y concentrar atención, en esta posibilidad intraterrena?

Sin dudas depende, si se le da importancia a los testimonios de los Antiguos Astronautas en el Oeste Norteamericano, encontramos esa interacción con túneles y construcciones subterráneas, o semi, como las Kiwas, con su diseño circular, mandálicas, propiamente dichas.

Justamente, por estas semanas tuve un encuentro de esos que se dan “sincrónicamente”, de vez en cuando, y cuando la verdad tiene que surgir pese a todas las obstrucciones e injusticias de la vida cotidiana, y de la profesional, sobre todo a los que todavía no podemos retirarnos, y no podemos eludir la vida pública o comunicacional, y hemos aceptado el rol de continuar investigando, y divulgando como podamos. A raíz de lo que me ha sucedido en varios escalones de mi carrera, de brindar y de ser hurtado por confiar en la palabra o en los medios, ahí acechantes de aprovechar lo que puedan impunemente, a raíz del trabajo o de la dedicación de otros, me ha hecho más cauteloso y cerrado, como así son muchos otros.

Conocí una testigo del caso Roswell, quién con sus casi 80 años de edad nunca habló, y fue testigo de humanoides cuando vivía con su familia en New México, cuando su padre estaba destinado  a la famosa base de bombarderos nucleares. Después de dos primeras entrevistas, pude enterarme que con sus 7 años de edad tuvo encuentros con seres grises que se manifestaron en ese 1947, en los alrededores de Roswell,y con los que tuvo contacto en los patios y jardines de su casa.

Esos contactos continúan hasta el día de hoy. Durante décadas ha tenido tiempos perdidos, tele-transportaciones, y experiencias conscientes, no durante el sueño como tienen la mayoría de los abducidos, y contactados norteamericanos. Planeamos hacer una sesión de regresiones hipnótica con un profesional de este rubro, y ver como reconstruimos esta historia.

A lo largo de esta entrevista pasamos revista, a muchas historias que llevan a suponer un antiguo complejo subterráneo se extiende por todos los Estados Unidos. Paralelamente, reportes de bases gubernamentales, curiosamente muchos de ellas vinculadas a los asentamientos de estos misterios, infieren, estas instalaciones no se establecen al azar ¿Pensás, existe una vinculación entre ambos enigmas, y de ser así, por qué crees el gobierno de Estados Unidos intentaría ocultar esta realidad?

Las bases subterráneas han tenido su origen en el tema de defensa, y de ocultar armamento. Sobre todo las armas nucleares y químicas, que pese al congelamiento momentáneo de la “Guerra Fria”, siempre han permanecido allí. Muchas fueron trasladadas y destruidas, cuando otras eran reconstruidas en nuevas base secretas, la mayoría subterráneas, o dentro de fortines, e inexpugnables fortalezas. Bases subterráneas ya existían desde la Primera Guerra Mundial, construidas sobre todo para defender las costas, tanto en las del Atlántico como del Pacifico. Yo he entrado en muchos de esos túneles abandonados, que servían a los asentamientos de los misiles con ojivas nucleares, visibles hasta una década atrás, a lo largo de la costa de New Jersey. Uno de ellos fue testigo de casos Ovni y Humanoides, como así de bigfoots---créalo o no—y los no identificados produjeron desmantelamiento de los proyectiles, como así un incidente de explosión, donde se perdieron vidas humanas.

Figura arquetípica del símbolo del Grial,
 eje cielo tierra, Tula Lake, California,
foto exclusiva Alex Chionetti 2018@
Pregunta final y obligada: recomendaciones de Alex Chionetti, a todos aquellos que deciden internarse en el enigma subterráneo.

Recomiendo la lectura y análisis de la obra del peruano Daniel Ruzo, viejo maestro de estos temas, que fuera mío, y que anhelo que su trabajo—a través mío o de otros—se siga perpetuando en las nuevas generaciones. Aquí algunas de sus expresiones, que he recogido casualmente cuando respondía a esta entrevista…

“Nuestra humanidad—durante el Siglo XXI—redescubrirá y utilizará los Templos Subterráneos de las civilizaciones anteriores que han hecho posible nuestra existencia”.

“La Verdad más importante para el hombre actual, se debe encontrar en las profundidades de la Tierra, y no deberá solo concentrarse en la búsqueda de tesoros materiales, o de metales preciosos”

 “De los Mundos Subterráneos se creara una nueva humanidad”

Y basándome en la influencia pensativa de Ruzo sobre mis primeras búsquedas, digo, le continúo, afirmo, que las verdaderas puertas al Mundo Subterráneo no tienen ninguna señal discernible. Aquellos preparados, y que puedan comprender lo simbólico, tendrán un pie, y una posibilidad de ya estar más adentro, que los no ven o no sienten. Pero también si van a bajar a medianas o grandes profundidades …no se olviden llevar muchas pilas, o baterías que duren suficiente. Es feo –o fatal--quedarse en la oscuridad, en medio de las cavernas…

Alex Chionetti
Infinitas Gracias!
Débora Goldstern


30 de agosto de 2018

Los Diarios Perdidos del Almirante Byrd - La Construcción de un Mito - Débora Goldstern

Los Diarios Perdidos del Almirante Byrd
La Construcción de un Mito
Débora Goldstern


¿Son los diarios perdidos del Almirante Byrd, prueba de la existencia de una entrada a la Tierra Hueca, dando acceso a una civilización perdida que él tituló Ciudad Arco Iris?

En nuestra próxima presentación en Capilla del Monte, dentro del marco del "4to. Campamento Erks:  El Encuentro. Activando la Memoria de los Mundos Olvidados", donde hablaremos de como se construyó esta historia, narrada en "Tierra Hueca. Madre de Todas las Conspiraciones" libro de mi autoría, editado recientemente en España.

Inscripciones desde este enlace:

22 de agosto de 2018

Alexander Koltypin - “Civilizaciones Anteriores al Diluvio” - Entrevista Exclusiva - Débora Goldstern©

Alexander Koltypin
“Civilizaciones Anteriores al Diluvio”
Entrevista Exclusiva
Débora Goldstern©

Alexander Koltypin

Hoy Crónica Subterránea acerca el testimonio de este excepcional investigador ruso, Alexander Koltypin, quién a través de su sitio Earth Before Flood, sorprende por su dedicado trabajo en materia geológica, que pone en relieve el antiguo pasado planetario, aún por redescubrir.

Atienda el lector!

Según leemos en su biografía, se graduó con honores en la carrera de Geología, y cuenta además con un máster y doctorado en esta disciplina. Teniendo en cuenta estos grados académicos ¿Por qué decidió incursionar en estudio de las civilizaciones antediluvianas? ¿Qué motivó su interés?

La geología es una ciencia que estudia nuestro pasado. Lo que estaba en la Tierra hace 100 millones, 10 millones y 10 mil años. Por lo tanto, estudié el pasado del planeta Tierra. Mi tesis doctoral estuvo dedicada a la reconstrucción de la historia del noreste de Asia (Kamchatka, Chukotka y el mar de Bering) durante los últimos 150 millones de años, en particular, en los últimos 50 millones de años. Se basó en el método del actualismo de Charles Lyell, cuya esencia radica en el hecho de que los procesos geológicos en el pasado no diferían de los procesos geológicos que tienen lugar ahora. En numerosas expediciones geológicas, convencí de que la naturaleza y la velocidad de la sedimentación hace 10 y 100 millones de años eran casi las mismas que en la actualidad. Esto me permitió distinguir las condiciones paleogeográficas de épocas pasadas: las afueras de los mares, lagos, ríos, montañas, etc. Esta experiencia fue muy útil para mí con la investigación arqueológica actual.

¿Por qué decidí estudiar civilizaciones antediluvianas? Durante las expediciones, encontré muchas extrañas concreciones de hierro en sedimentos, que se asemejaban a pedazos de hierro, latas, alambres. Además, pilares de piedra en las cimas de las montañas, que parecían restos de estatuas. De acuerdo con los principios del actualismo, podría suponerse que antes se trataba de latas, cables y otros objetos en la zona de las mareas y estatuas en los picos de las montañas. Entonces, hace 10-20 millones de años (los sedimentos con concreciones de hierro tenían tal edad), podría haber una vida razonable en la Tierra. Después de leer una gran cantidad de mitos y leyendas de diferentes personas, llegué a la conclusión de que otros seres inteligentes vivían en la Tierra antes que las personas modernas. Esta suposición fue confirmada por los hallazgos que hice durante las expediciones. Desde entonces, decidí dedicar mi vida al estudio de antiguas civilizaciones antediluvianas y a recrear la verdadera historia de la Tierra y la humanidad.

En el pasado anterior, los continentes  presentaban una configuración muy diferente, siendo la distribución agua -tierra, distinta a la actual. La Ciencia está de acuerdo en avalar este modelo, que habría derivado en antiguas super tierras, conocidas como, Pangea, Laurasia, Godwana, Apalache entre otras. Atendiendo estos datos, ¿Lemuria, Atlántida e Hiperbórea, así como otras tierras míticas y aún no aceptadas por los historiadores, formarían también parte, de esta antigua conformación planetaria?

La teoría geológica predominante en la actualidad es la tectónica de las placas litosféricas. Según esta teoría, el planeta Tierra consiste en una serie de placas litosféricas continentales y oceánicas que están en constante movimiento y se mueven a velocidades de varios centímetros a varias decenas de centímetros por año. Se forman nuevas placas oceánicas en zonas de grietas de continentes y crestas oceánicas. Las viejas placas oceánicas se hunden bajo las afueras de los continentes y forman cinturones volcánicos (el cinturón volcánico del Pacífico). Las placas continentales colisionan unas con otras y forman cinturones de montaña.

La configuración de las placas litosféricas oceánicas y continentales, y, en consecuencia, la ubicación y la apariencia de los continentes y los océanos, variaron enormemente en diferentes épocas geológicas. La ciencia, que estudia el movimiento y la ubicación de las placas litosféricas en el pasado, se llama paleo geodinámica. En la actualidad, existen muchas reconstrucciones paleo geodinámicas de la superficie de la Tierra en diferentes secciones de tiempo. Estas reconstrucciones demuestran que anteriormente en la Tierra había un supercontinente Pangea, luego se dividió en dos supercontinentes, Laurasia y Gondwana, después de lo cual Laurasia se desintegró en Eurasia y América del Norte, y Gondwana se dividió en Sudamérica, África, Arabia, Antártida e India. y Australia. El mayor desplazamiento de estos continentes, que han durado más de 100 millones de años, llevó a la colisión de Eurasia con la India hace unos 40 millones de años, y luego con Arabia y África hace unos 16 millones de años. Como resultado de la colisión, se cerró el antiguo océano de Tethys y se formó un cinturón alpino-Himalaya plegado en la montaña.

Mi investigación sobre el estudio de las civilizaciones antiguas tiene lugar en la unión de la geología y el folclore. Por lo tanto, dediqué muchos de mis trabajos a la comparación de continentes míticos de leyendas: Atlantis, Hyperborea, Lemuria y algunos otros con continentes preexistentes. De acuerdo con mi investigación http://www.dopotopa.com/atlantida_giperborea_lemuria_mu_-_kontinenty_davno_izvestnye_geologam.html

La hiperbórea fue Laurasia, que durante su apogeo, hasta hace 55 millones de años, cubrió casi toda América del Norte, la mayor parte de la tierra del Ártico y Asia, y se extendió al Mar de Tetis, donde el Tíbet nació hace 40 millones de años. Lemuria es el Indostán, que se movió desde el hemisferio sur hacia el norte y colisionó con las afueras de Asia hace unos 40 millones de años. La Atlántida, probablemente, fue Sudamérica, que una vez fue escrita por el destacado investigador de la mitología de América del Sur, W. Wilkins.

Ud tiene varios trabajos publicados, siendo su primera trilogía como de suma importancia, y que me gustaría ahondar. En Desaparecidos Habitantes de la Tierra, que data de 2009, señala la existencia de razas anteriores, que se habrían desarrollado en período Mioceno, y el final del Oligoceno, mucho antes de las establecidas oficialmente por la Ciencia. Entiendo que muchos pueden rechazar esta hipótesis En su caso, ¿qué evidencias halló para sustentar esta investigación?

Como G. Schliemann creía en el mito de Troya, creo en los mitos sobre los habitantes anteriores de la Tierra. Como resultado de un largo estudio de los mitos de diferentes pueblos, identifiqué muchos tipos de criaturas desaparecidas: hombres de serpientes, anfibios, criaturas de múltiples brazos y cabezas múltiples, gigantes, gnomos enanos, hobbits, elfos y muchos otros. Logré describir estas criaturas, para delinear las regiones aproximadas de su distribución. La pregunta más difícil fue la cuestión de determinar el tiempo de su vida. Pude hacer esto en el proceso de llevar a cabo investigaciones en la unión de la geología y el folclore, cuando salí con eventos descritos en leyendas por métodos geológicos. Mucha más evidencia de peso surgió durante mis expediciones, cuando encontré ruinas de pueblos elfos, ciudades de gnomos, hobbits ... Como geólogo, con relativa facilidad determinaba la edad de tales pueblos, y con ellos, el tiempo de existencia de esos seres que los construyó. Aunque mi definición de edad casi siempre entraba en conflicto con la definición de edad dada por los arqueólogos, y difería de ellos por 10-15 millones de años, considero que mi datación es correcta, realizada de acuerdo con todos los cánones de la ciencia geológica.

Su segunda obra, Batalla de los Dioses Antiguos, 2010, hace mención de una edad de oro que habría tenido lugar durante la era del Paleógeno, lo cual lleva a seguir retrocediendo la aparición del hombre en la tierra, datada en el Cuaternario. Según su trabajo, es durante esta época que la misteriosa civilización hiperbórea alcanzó su esplendor. También habla de invasores espaciales, llegados al final del Eoceno y Oligoceno, responsables tal vez de introducir tecnología de avanzada, como por ejemplo la energía atómica, causante durante ese período de desastres inimaginable, originando posteriormente mutaciones raciales. Si nos podría sintetizar un poco este importante escrito. 

Usted tocó este tema con un gran tema, que se describe brevemente aquí

Responderlo en una pregunta es como describir personas en una habitación abarrotada cuando apenas abres la puerta. ¿Cuál será la descripción? Algo como esto: hay muchas personas diferentes en el pasillo.

Sin embargo, en serio. Según el Mahabharata y Lemuria Nicholas Roerich, a finales del Cretácico, hace unos 70 millones de años, en la era de la dominación de los dragones gigantes - dinosaurios, una tropa espacial de dioses blancos, Adityas o Hijos de la Sabiduría aterrizó en la Tierra. Hubo guerra entre dragones y dioses blancos, por lo que el mundo anterior pereció (la catástrofe del Paleógeno). Después de muchos cientos o miles de años, cuando el mundo renació, los dioses blancos se asentaron en el continente septentrional de la Hiperbórea, y los hombres serpientes habitaron el resto de la Tierra. La Tierra entonces poco se parecía a la Tierra moderna y era similar al planeta (de) Urano. Según las leyendas, estaba ubicado mucho más lejos de su posición moderna, estaba cubierto por una poderosa capa de vapor de agua y, según las últimas investigaciones de científicos estadounidenses, tenía un sistema de anillos. En general, la Tierra presentaba un clima cálido uniforme. No hubo viento ni lluvia. No había sol, ni luna, y todo el cielo iluminaba. Steam vino de la tierra. Ese tiempo, que duró de 65 a 34 millones de años, fue el más adecuado en las descripciones de las leyendas de la edad de oro. O Satyu-yuga en la mitología india. En el norte, en el área del Océano Ártico, estaba el continente de Hyperborea o Swarga con montañas, valles fluviales y un clima muy cálido. Esto se prueba mediante la perforación de fondos oceánicos y la investigación geofísica.

A la vuelta del Eoceno y el Oligoceno, hace unos 34 millones de años, un segundo grupo de invasores espaciales aterrizó en la Tierra, esta vez anfibios, y ocurrió otra catástrofe global. Como resultado, partes significativas de la tierra estaban cubiertas por mares poco profundos, como si los invasores hubieran hecho esto por sí mismos. Durante muchos millones de años en la Tierra hubo dos fuerzas casi iguales: dioses blancos y serpientes anfibios. A menudo se llevaban a cabo matrimonios inter dinásticos entre ellos, descendientes de los cuales se convirtieron en reyes de muchas dinastías reales.

De hace 34 millones a 23 millones de años, se estableció una pequeña edad de oro en la Tierra. Según la terminología india, correspondía a la edad de plata o Treta Yuga. La concha de agua y vapor todavía existía, pero no era tan poderosa como antes. Por lo tanto, las estaciones climáticas habían aparecido en la Tierra. Sin embargo, en el Ártico las uvas aún crecían.

Hablemos de La Tierra antes del Diluvio, el mundo de los hechiceros y los hombres lobos, 2011. Aquí continuamos se continúan explorando acontecimientos que tuvieron lugar en períodos prehistóricos, que además de alienígenas, demonios, dioses, y demás razas, convivientes, y como estas se fueron vinculando con el tiempo, también se detiene en asentamientos subterráneos, tema este último de interés muy especial, debido a mis propios estudios ¿Cómo debemos interpretar todas estos datos?

Al final del Oligoceno, hace unos 25 millones de años, un nuevo grupo de invasores espaciales, llamado Daityas y Danavas, aterrizó en la Tierra. Si todas las civilizaciones anteriores vivieron en armonía con la naturaleza, entonces Datyas y Danavas eran una sociedad tecnogénica típica. Tan pronto como aparecieron en la Tierra, la población del planeta comenzó a crecer a un ritmo alarmante. Para regular el número de personas, comenzaron a librar guerras con Adityas, anfibios serpientes y otros hombres serpientes. Como resultado, las catástrofes globales comenzaron a ocurrir en la Tierra una tras otra. La primera catástrofe ocurrió en la vuelta del Paleógeno y el Neógeno, hace 23 millones de años, la Segunda, al comienzo del Mioceno temprano y medio, hace 16 millones de años. Hace 23-16 millones de años era el momento más oscuro en la historia de la Tierra. Según mis reconstrucciones, la Tierra prácticamente no giraba, la mitad estaba oscura y la otra mitad era ligera. En la brillante mitad de la Tierra, las condiciones eran pesadas, los dioses, los demonios y las personas creadas trabajaban juntas. En la mitad oscura de la Tierra, la vida continuó en asentamientos subterráneos. Uno de ellos era un asentamiento subterráneo de Tulan-Chimostok, o la Ciudad de las Siete Cuevas. Este acuerdo se describió en el Popol-Vuh y en varios otros libros sobrevivientes. Según mis reconstrucciones, corresponde a la ciudad subterránea de Sudamérica que se extiende desde Venezuela y Colombia hasta Chile y Argentina.

Aparentemente, al final del Mioceno temprano, hace unos 16 millones de años, la vida en la Tierra se hizo insoportable, por lo que dioses y demonios se unieron para desenroscar la Tierra. Este momento se refleja en la leyenda india sobre el batido del océano, en la leyenda japonesa sobre el desenroscamiento de la bóveda celeste alrededor de la montaña del mundo Onohiro por los dioses de Izanaki e Izanami, Maya, Nauja y los mitos aztecas sobre la destorsión del bóveda celeste alrededor del eje del mundo por el dios Kamatli-Mishkoatl (Tlaloc, Barco, Tezcatlipoca).

Como resultado de la desconexión de la Tierra, se arrancó la capa restante de vapor de agua, apareció un cielo azul (el cielo estaba blanco antes), el sol, la luna, los vientos comenzaron a soplar y las lluvias comenzaron a llover. La era de la gente de Dvapara-yuga comenzó. Las tradiciones de los indios Hopi describen que durante el evento la Tierra dio varias vueltas. Según otras tradiciones, el sol y la luna se levantaron en diferentes lugares. Muchas leyendas indican que la Tierra estaba más cerca de Júpiter. Tal vez la Tierra y la Luna son fragmentos del planeta Faetón.

Uno de los escollos más importantes, que enfrenta todo investigador interesado en reconstruir estas
eras remotas, es la ausencia de evidencias escritas, cuyos registros sobrevivientes fruto de las aniquilaciones, quemas, destrucciones, y ocultamiento a lo largo de la historia, hacen imposible podamos tener un mejor conocimiento de aquel pasado. Teniendo en cuenta estos obstáculos,¿a qué libros antiguos podemos recurrir hoy día, que ayuden en esta tarea? 

No estoy de acuerdo con que no tengamos remanentes de civilizaciones anteriores. Mis expediciones perennes a diferentes países de la región mediterránea han demostrado que casi toda Europa está construida sobre las ruinas de un antiguo país que existió hace al menos 15-5 millones de años. Hasta donde yo sé, las mismas ruinas están muy extendidas en América del Sur. 

Si los geólogos llevaran a cabo estudios arqueológicos, habrían establecido esto hace mucho tiempo. Encontramos y estudiamos muchas ruinas de rocas, ciudades subterráneas y megalíticas, caminos de piedra y surcos de automóviles, así como huellas de personas. Su edad alcanza los 16-23 millones de años. Durante la última expedición en España, encontramos surcos de piedra entre las huellas de dinosaurios de hace 120 millones de años. Esto es lo que quedó en el fuego y el agua de las inundaciones que acompañaron todas las catástrofes. Restos de equipo, esqueletos de personas y otros seres inteligentes fueron destruidos, o barridos por una ola gigantesca. Lo que ha sobrevivido ahora está en los archivos del Vaticano, la Universidad Smithsonian y otros repositorios. Detrás de esos restos, hay una verdadera cacería: esconderlos de los ojos de las personas.

En cuanto a los libros, por supuesto, esta es una gran capa de literatura india antigua. También me impresionó que Popol-Vuh describiera el largo período de las vidas de las personas bajo tierra.

En su hipótesis sobre la aparición del Petróleo y Gas, se presentan estos elementos como supervivientes de restos orgánicos,  y que según su visión serían resultados, de antiguas catástrofes planetarias. Si puede ampliar al público estos conceptos. 

Fui partícipe del trabajo del Instituto de Oceanología en el pronóstico de campos de petróleo y gas, y estudié a fondo este tema. Según el esquema clásico, más extendido entre los geólogos, del origen del petróleo y el gas, se formaron en condiciones de reducción (sin acceso al aire) de la materia orgánica enterrada: los cadáveres de animales y plantas. Pertenezco a especialistas en catástrofes globales y tengo varios trabajos en los que reconstruyo el escenario de catástrofes. Este escenario explica bien el origen de los depósitos de petróleo y gas. Fue algo como esto. Una gran ola de tsunami de 2-3-5 km de altura arrasó con todo lo que había en el suelo y lo almacenó en bases continentales, en zonas de grietas, antes de montañas y canales intermontañosos. Poco a poco, los residuos orgánicos fueron cubiertos por una gruesa capa de arena y arcilla y privados de acceso al oxígeno. Durante millones de años se han transformado en petróleo y gas.

Mi esquema difiere del esquema clásico de origen del petróleo y el gas solo en que se supone que la ola del tsunami se llevó los restos de las plantas y los cadáveres de los animales a los restos de las personas que vivían en la Tierra.

Al observar ciertos de estructuras megalíticas, como las observadas en Sudamérica, se tiene la sensación de estar ante un tipo de civilización muy avanzada, y superior incluso a la tecnología conocida en la actualidad. Y le pregunto ¿Son los siddhis la ecuación faltante que ayude a resolver el puzzle?

No diría que las ruinas que observé en la región mediterránea y casi las mismas ruinas en América del Sur atestiguan un mayor nivel de desarrollo de las civilizaciones anteriores. Dicen solo que la civilización previa o las civilizaciones anteriores (si había varias) eran completamente diferentes a las nuestras. Somos los hijos de la civilización tecnogénica y apenas imaginamos cómo debería ser, otra civilización armoniosa, no tecnogénica. Las películas Avatar, Dinotopia y El señor de los anillos dan algunas ideas al respecto.

Ahora imagine el mundo del Señor de los Anillos y el Hobbit, con sus fortalezas en las cimas de las montañas, ciudades subterráneas con pequeñas habitaciones o, a la inversa, enormes salas subterráneas, escaleras de piedra que suben a las montañas y numerosas esculturas de piedra gigantes de personas y animales en las montañas Además, las montañas que recibieron la forma de pirámides, personas y animales. Estas fueron las creaciones de una civilización armoniosa y no tecnogénica que buscaba vivir en armonía con la naturaleza y creó paisajes increíbles hechos por el hombre que complementan y mejoran la naturaleza. Tales paisajes hechos por el hombre fueron cantados en las obras de Edgar Poe. Por supuesto, una civilización armoniosa tenía una técnica perfecta de procesamiento de piedras, pero usaba tecnologías bastante diferentes de las que usamos ahora.

Las ruinas de rocas monumentales, estructuras subterráneas y megalíticas creadas por una civilización armoniosa o civilizaciones se observan en las regiones mediterráneas y andinas en gran número hasta nuestros días. Los restos de una sola generación de humanos y animales, así como el equipo, habían sido arrastrados hace mucho tiempo por las aguas de las inundaciones y convertidos en petróleo y gas o desaparecidos en un gran incendio. Por lo tanto, sus hallazgos son extremadamente raros y, como dije, son ajenos a las personas.

Nuestra investigación en expediciones mostró que, junto con las civilizaciones armoniosas, las civilizaciones hechas por el hombre vivieron en ciertos períodos en la Tierra. Especialmente muchas de tales civilizaciones se encontraban en el Mioceno medio-tardío del período Neógeno (15-5 millones de años atrás). Un gran número de caminos de piedra con surcos dejados por autos similares a los modernos evidencia esto. Cerca de las carreteras, hay bastantes cimientos de pozos de casas, zanjas, pozos, tumbas, agujeros redondos y cuadrados para pilares, etc. Otros restos son raros, aunque en Antalya, en Turquía, encontramos un cable dentro de un cuaternario temprano. basalto (más de 1 millón de años).

Si hay una catástrofe global de la misma escala que antes, entonces no sobrevivirán estructuras construidas por nuestra civilización, excepto túneles del metro, garajes subterráneos, etc.

Alexander Koltypin a la derecha, en la preparación de su film
sobre antiguos astronautas.
Además de los enigmas del pasado terrestre, el sistema planetario parece guardar algunos secretos, donde por ejemplo la existencia de un antiguo planeta ahora desaparecido, conocido en algunas culturas con diferentes nombres (Maldek-Phaeton-Planeta Amarillo- Tiamat, etc) pueda quizás ser parte de la respuesta, a muchas de las incógnitas presentes ¿Cuál es su opinión sobre este punto?

En las tradiciones de diferentes pueblos, puedes encontrar referencias bastante a otros planetas y eventos que ocurrieron en ellos. Por ejemplo, Marte se asoció con guerras y desgracias, como ecos de una catástrofe que ocurrió en él. Venus fue considerado el lugar de nacimiento de Quetzalcoatl. Algunos mitos dicen que hubo una comunicación regular entre la Tierra y Venus. El mito griego de Faetón se interpreta como la existencia de un planeta explotado entre Marte y Júpiter.

Los estudios que realicé en la confluencia de la geología y el folclore permitieron establecer que, en el límite del Mioceno temprano y medio, hace 15.9 millones de años, una de las catástrofes mundiales más importantes ocurrieron en la Tierra. Lo comparo con la Creación del mundo según la Biblia, el Corán y con la llegada de la última, cuarta, quinta o sexta era en otros textos antiguos. Todo cambió: el ángulo del eje de la tierra, la velocidad de la rotación de la Tierra, el cielo azul apareció, los vientos comenzaron a soplar, comenzaron las lluvias, aparecieron el sol y la luna, que no existían antes.

Según las leyendas de los indios Hopi, entre los cambios de los mundos la Tierra giraba caóticamente, el sol y la luna se elevaban desde diferentes direcciones. Durante mucho tiempo fue insoportablemente caliente la Tierra. Comparando todos estos datos con las hipótesis sobre el fallecimiento de Faetón y la aparición de la luna, varios investigadores consideran que la Tierra y la Luna son fragmentos de Faetón transferidos desde las partes externas del sistema solar. Con esta interpretación, la Tierra antes de la Creación aparece como uno de los planetas gigantes. Entonces se hace evidente la presencia a su alrededor en el Paleógeno de una poderosa capa de vapor de agua y un sistema de anillos, así como la ausencia de un sol.

Nuestro actual satélite lunar, ocupa también una franja amplia dentro de éste pasado misterioso. Algunos de sus escritos postulan, su aparición ocurrió durante el Período Mioceno, lo cual generó grandes cambios en la superficie terrestre, como por ejemplo el descenso de la longevidad, así como regulaciones de tipo fisiológico. Sugiere también la Luna en su nacimiento, pudiera corresponder a un fragmento de la mítica Hiperbórea ¿Cuáles son las evidencias que lo llevan a postular, estas hipótesis tan temerarias?

La investigación en la unión de la geología y el folclore me permitió determinar la edad de muchos eventos mitológicos y conformar una escala mitológico-geocronológica. En particular, el episodio ampliamente conocido de las leyendas indias del batir del océano por dioses y demonios fue fechado por mí como el límite del Mioceno temprano y medio (el cambio del Treta Yuga y Dvapara Yuga), es decir, 15.9 millones hace años que. Ya he hablado sobre las principales consecuencias de este evento. 

Sin embargo, no he prestado suficiente atención al hecho de que una de las principales consecuencias del batido fue la aparición de una luna en el cielo. Además, la pérdida de longevidad asociada.
La conexión entre la pérdida de longevidad y la aparición de la luna en el cielo se nota en leyendas de muchos pueblos. También hay otro motivo de las tradiciones para casi todos los pueblos. Después de la aparición de la luna en el cielo, los dioses arrojaron un conejo allí, y él comenzó a dar un trago de inmortalidad allí, y la gente comenzó a morir.

Pasé bastantes días largos y noches sin dormir para encontrar una explicación para esto. Mi primera hipótesis de trabajo fue la siguiente. Un cuerpo cósmico (planeta) voló a la Tierra hace 15.9 millones de años, lo tocó en una tangente, y noqueó una gran pieza, que luego se convirtió en la Luna. La similitud de la composición de los basaltos lunares con la capa basáltica de la península de Kola y las ruinas recientemente descubiertas en la Luna me permitieron suponer que el cuerpo celeste que voló a la Tierra tocó la península de Kola y noqueó un trozo de hiperbórea. . Una catástrofe de esta magnitud provocó la caída de la capa de vapor de agua de la Tierra y la penetración de la destructiva radiación ultravioleta en la Tierra, lo que provocó el envejecimiento de las personas.

Sin embargo, después de la aparición de los datos sobre el meteorito Yamaha encontrado en la Antártida, que se considera un fragmento de Marte (15.9 millones de años), y la datación más probable de la catástrofe en Marte y Phaeton por los mismos 16 millones de años, considerar seriamente una hipótesis de trabajo alternativa. La Tierra y la Luna son los fragmentos de Faetón, que se movieron a su posición actual después de la catástrofe en este planeta hace 16 millones de años.

En su trabajo sobre Antiguas Estructuras Subterráneas Megalíticas-Resonadoras de Ondas de Shumann, Ud. señala, devastadoras catástrofes que asolaron el planeta en aquellos tiempos míticos, provocaron graves alteraciones terrestres y morfológicas en los humanos, dando como resultado, aceleración en la construcción de “radiadores artificiales, resonadores de ondas electromagnéticas (pre Shumanianas) y ondas acústicas similares”. Teniendo en cuenta esta visión, ¿podríamos deducir las pirámides, así como otros monumentos megalíticos, pudieran describirse actualmente como máquinas de recuperación, ampliación y sanación espiritual? ¿O debemos pensar su funcionamiento como de anclaje planetario luego de estos desastres? 

Una persona vive en la cavidad de un resonador electromagnético espacial, la Tierra-ionósfera, en la que existen ondas estacionarias (resonancia) de Schuman. La frecuencia fundamental de la resonancia de Schumann está determinada por el perímetro de la Tierra, la velocidad de su rotación alrededor del Sol y su eje, y un número de otros parámetros, y es de 7.83 Hz. Tiene armónicos de 14.1 Hz, 20.3 Hz, 26.4 Hz, 32.4 Hz, 39 ..., 43.2 Hz.

Las ondas de Schumann están sincronizadas con las vibraciones de las células de todos los seres vivos. Son responsables de la circulación sanguínea, la respiración, la digestión, la secreción interna y coinciden con las frecuencias de los ritmos alfa y beta del cerebro. Sin ellos, las vidas de las personas son imposibles, y el déficit de las ondas de Schuman provoca perturbaciones en el funcionamiento del organismo. Por ejemplo, con un déficit de frecuencia de 7.83 Hz, se desarrolla una orientación hacia personas del mismo sexo. Al mismo tiempo, la frecuencia de 7.83 Hz contribuye a la producción de melatonina, que es una hormona de la longevidad.

Según los trabajos de Vladimir Yashkardin de San Petersburgo, los generadores artificiales de ondas infrasónicas en el rango de Schumann son pirámides. Según los cálculos de V. Yashkardin, la pirámide de Cheops podría generar una amplia gama de frecuencias infrasónicas de 8 ... 16 Hz transmitidas a la frecuencia de la portadora principal de 12.25 Hz.

Resonadores (amplificadores) de ondas infrasónicas fueron muchas estructuras megalíticas: cuevas de campanas, tumbas de domos, dólmenes, seids, cromlechs, nuragi y otros. Según estimaciones recientes, todas estas estructuras megalíticas se construyeron hace unos 12 mil años, es decir, en muy poco tiempo. ¿Por qué fueron erigidos con urgencia y colocados alrededor del mundo en grandes cantidades? Las hipótesis tradicionales, según las cuales fueron construidas para propósitos de culto, entierro u orientación sobre el terreno, no resisten las críticas.

Otra hipótesis me parece correcta: hace 11.700 años hubo una catástrofe global, como resultado de lo cual sucedió el cambio de inclinación del eje de la Tierra en 15 grados y el cambio en la velocidad de rotación de la Tierra. Esto condujo a un cambio en las oscilaciones de resonancia pre-Shumanianas con las cuales se sincronizaron las vidas de las personas anteriores. Por lo tanto, las pirámides y otras estructuras megalíticas eran probablemente fuentes y resonadores de las ondas electromagnéticas anteriores a Shumanian creadas antes por la Tierra y las ondas infrasónicas cercanas a ellas. Fueron construidos para cubrir el déficit de frecuencias de resonancia electromagnética en las personas que se esconden en ellos y las personas que viven cerca de ellos. Que casi cambió instantáneamente después de catástrofes globales, mientras que la reestructuración de los cuerpos de personas y animales tomó siglos o incluso milenios.

En mi opinión, y la opinión de mis colegas, todas estas estructuras megalíticas pueden funcionar hoy. Teniendo en cuenta que resuenan en las ondas de Schumann, a una frecuencia de 7.83 HZ, que produce una hormona de la juventud, la melatonina, a una frecuencia de 110 HZ, que produce otra hormona de la longevidad, la beta-endorfina, y en otras frecuencias de curación , estas estructuras se pueden usar para tratar, y quizás también para el rejuvenecimiento de las personas.

La existencia sobre una civilización paralela a nuestra actual humanidad, oculta en túneles subterráneos, actualmente viene cosechando cierta adhesión, siendo muchos los relatos alrededor del planeta avalando esta posibilidad. Sin embargo, más allá de estos rumores, nunca se ha producido un encuentro oficial, que ayudara a confirmar estas historias. En su caso ¿cree posible la existencia de estos moradores internos? Y de ser así ¿Por qué esta ausencia de comunicación? 

Existe una gran cantidad de libros, fantásticos y que pretenden ser autenticidad histórica, en los que se describe la tierra hueca y la civilización subterránea de seres inteligentes. Hay muchas leyendas sobre el inframundo, principalmente sobre Agarti y Shambhala. Hay muchas historias sobre la penetración de personas en el inframundo y la aparición de habitantes subterráneos. Hay muchas ciudades subterráneas en todas las partes del mundo: en América del Sur y Norte, Norte de África, Sur de Ucrania y Rusia, Asia Menor, Tíbet, Océano Pacífico, etc. Vimos repetidamente en las expediciones llenas de piedras entradas a subterráneos, que llevan a saber dónde. Todo esto más bien habla un favor de la hipótesis de la Tierra Hueca.

Hasta hace poco, el modelo existente de tres capas de tierra, que consistía en sólidos, calentados a grandes temperaturas, la corteza terrestre, el hombre y el núcleo, estaba en contra de este modelo. En la última conferencia científica internacional en IIEPU en abril de 2018, Vladimir Yashkardin presentó un informe en el que dio una nueva interpretación de datos de perforación de pozos superdimensionados, datos sísmicos obtenidos del estudio de la estructura profunda de la Tierra y sus propios cálculos matemáticos . V. Yashkardin, después de E. Galley, L. Eyler, D. Simms y otros científicos, consideración que la Tierra es un cuerpo hueco con sol interno, atmósfera, mares y océanos de agua dulce. Según V. Yashkardin, las condiciones para vivir dentro de la Tierra son mucho más favorables que en la superficie de la Tierra (un clima cálido uniforme, ninguna radiación cósmica dura ...). Por lo tanto, existe una civilización subterránea de seres inteligentes que fueron los antepasados de las personas. La antigua civilización megalítica estaba estrechamente relacionada con el mundo subterráneo a través de las ondas acústicas e infrasónicas. Con la ayuda de la red mundial funeraria-dolmeniana, se creó el campo de las ondas de la vida de la Tierra, lo que permitió al hombre existir en la superficie del planeta. Sin este campo, su (su) ADN destruido por los rayos cósmicos.

Me gustaría comente al público, cuáles son sus próximos proyectos a futuro.

Mis planes son ver y explorar tanto como sea posible. También me gustaría recrear hospitales megalíticos antiguos con la ayuda de colegas científicos (físicos, acústicos, músicos, constructores y médicos) para el beneficio de las personas. He visto muchos hospitales megalíticos antiguos en diferentes países. Queda para realizar mediciones en ellos con instrumentos y encenderlos.

Pregunta final: ¿qué recomienda Alexander Koltypin a todos aquellos lectores del blog, que se inician estos temas?

Es difícil dar consejos universales. Todos esos investigadores como yo no tenemos dinero para investigación. Nuestros trabajos no se publican en publicaciones académicas, no se les permite otorgar subvenciones. Son expulsados de las principales editoriales y los medios de comunicación por los censores, que son financiados por las mismas personas que recogen reliquias del pasado y las esconden de las personas. Es por eso que quiero que estemos juntos, para ayudarnos unos a otros. Pequeñas donaciones Participación en expediciones. Diseminación del conocimiento. Quién como puede Después de todo, nuestros enemigos ideológicos no son todopoderosos, a pesar de que rinden casi todo el oro del mundo.

Por cierto, tengo una pregunta para los lectores. ¿A qué temen nuestros enemigos ideológicos? ¿Qué pasará con ellos si las personas descubren su verdadera historia? ¿O los gobernantes del mundo no son de hombres? Cómo en una de las series de la película "Doctor Who", que muestra que un puñado de monjes extraterrestres capturaron la Tierra y pusieron a los repetidores de todo el mundo a cantarlos.

Alexander Koltypin
Infinitas Gracias!
Débora Goldstern